Consejos de lavado

Usted puede ahorrar € cada año en consumo de electricidad, siempre apostando por una maquina más eficaz y siguiendo los siguientes consejos:

- Con una lavadora que ahorra energía no solamente reducirá sus consumos, sino también ahorrará 34 kilogramos de CO2.

- Use bajas temperaturas para mayor ahorro. Seleccionando 30 grados como ciclo de lavado podría ahorrar como promedio, un asombroso 41% de consumo de energía.

- Sólo utilice las maquinas cuando tenga una carga completa.

- Si tiene que hacer un pequeño lavado, use la función de carga media. El centrifugado de la maquina puede significar el uso de más energía, pero centrifugando su ropa, usted está eliminando más exceso de agua, es decir, reduciendo su tiempo de secado en su secadora.

- Las lavadoras que son clasificadas como AAA significa que tienen un: A por la energía, A por la calidad de lavado y A por centrifugado. Productos con A+ son energéticamente más eficientes que los productos clasificados como A.

Consejos de refrigeración

- Los frigoríficos y frigoríficos/congeladores con ahorro de energía consumen un 60% menos de energía que los típicos modelos viejos. Por una parte, los frigoríficos congeladores podría darle ahorros de 140€ y 180 kilogramos de CO2 por año. Por otra parte, los frigoríficos 18€ y 80 kilogramos de CO2.

- Nunca ponga en el frigorífico comidas calientes. Poniendo comidas calientes en su frigorífico, podría hacer que el frigorífico haga un mayor esfuerzo para intentarlos y mantenerlos frescos, por eso siempre permita que la comida se enfríe primero.

- Descongelando comida congelada en el frigorífico ayuda a mantenerlo fresco.

- Mantenga su frigorífico/congelador al menos tres cuartos lleno.

- Asegure que su aparato esté colocado en lugar bien ventilado. Si la temperatura de ambientes baja (pero no en caso de menos de 5 grados C), esto hará que el ahorro de energía sea mayor.

- Asegure del tiempo entre la comida congelada comprada y colocándolos en su aparato se mantiene como mínimo, especialmente en verano. Nosotros recomendamos que utilice una bolsa isotérmica o una bolsa especial para llevar comida congelada.

- No deje la puerta de su electrodoméstico abierta más tiempo de lo necesario y asegure que esté cerrado correctamente cada vez que lo abra.